Artículo

Trabajo en equipo, clave en la «era de la inteligencia artificial»

Inteligencia artificial (AI), dos palabras que se han popularizado en los últimos años. Dos palabras que aterrorizan a muchos, pero que llenan de optimismo a quienes la ven como una oportunidad de desarrollo, especialmente en el mundo laboral. El miedo frente a la pérdida de empleos que serían suplantados fácilmente por máquinas toma fuerza; al mismo tiempo, las organizaciones se preguntan cómo vivir la era de la IA sin fracasar en el intento.

Estas posturas y preguntas surgen de los avances en ‘Deep Learning’, una rama concreta de la inteligencia artificial que logra que las máquinas se comporten de una manera aparentemente ‘inteligente’. Estas son entrenadas con enormes cantidades de datos, que al ser procesados permiten detectar patrones y a partir de ellos, inferir respuestas. Es decir: no hay análisis, pensamiento, no hay sentido común. Yann LeCun, director de IA de Facebook y profesor de la Universidad de Nueva York, indica que las máquinas aún carecen de la esencia de la inteligencia, la comprensión de situaciones.

Con base en esto, los seres humanos seguiremos siendo los protagonistas de la historia, acompañados de la temida, pero también la necesaria y útil inteligencia artificial.

Por eso, para vivir esta era, las organizaciones deben enfocarse en las personas y en la consolidación de equipos capaces de superar los retos y aprovechar los beneficios que trae consigo la IA. Jeff Kowalski, CTO de Autodesk – reconocida organización de desarrollo de software – afirma que “estas tecnologías más que una amenaza son súper poderes que nos ayudarán a darle forma al futuro. La verdadera amenaza es que tu competencia las adopte más rápido que tú”.

La clave se encuentra en combinar el talento de manera que se favorezca la productividad y se desarrollen las habilidades necesarias para enfrentar los cambios. A causa de esto, las soft skills han cobrado más importancia. El trabajo colaborativo, en equipo y la complementariedad de talentos actuarán como verdaderos aceleradores para que las habilidades técnicas y operativas se sostengan con la dinámica que el desarrollo empresarial requiere e impone.

Una empresa como Google, líder tecnológica, es consciente de ello y creó el ‘Proyecto Aristóteles’, para descubrir por qué unos equipos tienen éxito y otros no, con la pretensión de identificar patrones. No fue posible encontrarlos. La conclusión fue que las habilidades de comportamiento en los equipos determinan sus resultados; el comportamiento de las personas, sus talentos y la gestión de estos, hace posible que un equipo tenga éxito o fracase.

Frente a esto, las organizaciones tienen la gran tarea de saber potencializar las habilidades de los colaboradores, especialmente, el área de Gestión Humana; para la cual el reto es mayor pues de su labor depende identificar y mantener el talento, formar a líderes capaces de adaptarse y transmitir lo necesario a sus equipos para sobrevivir, todo esto alineado a lo que demanda el mercado.

Análida Coronell, Gerente de PSA Consultores, firma dedicada al desarrollo humano desde hace más de 30 años, explica que “las habilidades blandas sirven de soporte para el desarrollo de la gente y de equipos de trabajo capaces de responder a la agilidad que exige el contexto”.

Potenciar los talentos de las personas desde su naturaleza es una acción estratégica, que puede darse a través de diferentes metodologías y se convierte en un reto para las empresas. La metodología Belbin es una de ellas, “permite aprovechar los talentos naturales de quienes conforman la organización, da la posibilidad de consolidar equipos de trabajo con base en lo que cada integrante tiene para ofrecer, logrando potenciarlo”, agrega Coronell.

El momento de preparar a la fuerza laboral para el futuro es ahora, tomando la inteligencia artificial como oportunidad para crecer y no como una amenaza.

Redacción APD
Toda la actualidad de la Comunidad Global de Directivos en un nuevo canal de contenidos digitales.
Comentarios

Añade tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Gracias por tu participación
Comparte el manifiesto y contribuye a impulsar la innovación entre empresas, organizaciones y directivos.
Ahora estás visualizando el contenido de APD zona centro.
Si lo deseas puedes acceder a los contenidos adaptados a tu zona geográfica